Skip to content

Consulado Honorario de Ucrania en Misiones

Inicio
COMUNICADO DE LA EMBAJADA DE UCRANIA Imprimir

El nuevo Presidente de Ucrania Petro Poroshenko quien asumió el cargo el pasado sábado 7 de junio en su discurso de inauguración planteó muy claramente las prioridades de su gestión, como la pacificación de la situación en el este de Ucrania, la confirmación del rumbo europeo de la política exterior del país con la firma del Acuerdo de Asociación con la Unión Europea, la implementación de la reforma constitucional y la necesidad de convocar las elecciones anticipadas de la Verjovna Rada (Parlamento) de Ucrania, cuya composición ya no corresponde a la voluntad popular

A la tomada de posesión del nuevo Presidente Ucraniano asistieron 64 delegaciones oficiales de varios países del mundo y organizaciones internacionales, compuestas por presidentes, jefes de gobiernos y parlamentos y otros cargos oficiales, lo que testimonia un gran apoyo por parte de la comunidad internacional al nuevo líder legítimo ucraniano.
Hablando sobre el tema de Crimea en su discurso inaugural Petro Poroshenko dejó bien claro que la Península sigue y seguirá siendo parte integrante e inalienable del territorio ucraniano, a pesar de la ocupación temporal por la Federación de Rusia, y este hecho el propio Presidente Poroshenko le había confirmado el día anterior al líder ruso Vladimir Putin durante su breve encuentro en los festejos en Normandía (Francia).
El nuevo Presidente propuso un plan de la solución pacífica de la situación en las regiones orientales de Ucrania que prevé un cese al fuego, la creación de corredores humanitarios para poder sacar la población civil de las zonas del conflicto, la amnistía a los separatistas que no tengan sangre en sus manos y las negociaciones con mediación internacional. El mandatario subrayó específicamente que no se negociará nada con los terroristas que hacen descalabros, toman rehenes, torturan y matan a la gente.
En cumplimiento de este plan ya el pasado domingo 8 de junio inició sus trabajos el Grupo de contacto tripartito que incluye representantes de Ucrania, Rusia y el enviado especial de la OSCE (Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa). Hablando en la primera reunión del Grupo el Presidente Poroshenko dijo: “Tenemos que lograr un cese al fuego esta semana. Para mí cada día cuando mueren las personas, cada día cuando Ucrania paga el precio tan alto, es inaceptable”. Según el comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores de Ucrania, como consecuencia de tres reuniones del grupolas partes llegaron a un entendimiento mutuo sobre etapas clave en la implementación del plan y sobre una lista de prioridades que contribuirán a mejorar la situación en las regiones de Donetsk y Luhansk.
El 9 de junio el Presidente de Ucrania también ordenó a los ministerios de la defensa y del interior crear todas las condiciones necesarias para la populación civil que desee salir de las zonas del conflicto, para evitar nuevas víctimas en las regiones donde se realiza la operación antiterrorista. Se prevé la organización del servicio médico, el abastecimiento del agua potable, comida y medicamentos a los refugiados, así como su alojamiento provisional.
 
Los ministros de relaciones exteriores de Alemania, Polonia y Rusia se reunieron el 10 de junio en San Petersburgo para discutir la situación en Ucrania. Después de la reunión el canciller alemán Frank-Walter Steinmeier declaró que “se vislumbra la luz en el fondo del túnel” en el proceso de la solución de la crisis ucraniana, tomando en cuenta las elecciones presidenciales en Ucrania y también los contactos y negociaciones que se celebraron la semana pasada en Francia. Según Steinmeier, todavía no se puede hablar de que fue encontrada una solución pacífica definitiva, pero la escalada de violencia que habíamos asistido las semanas anteriores dio lugar a un nuevo ambiente. Él también expresó la convicción de que Rusia debería usar toda la influencia que tiene sobre los grupos separatistas que actúan en Ucrania para poner fin al conflicto.
Al mismo tiempo, la Unión Europea está buscando alternativas para reducir su dependencia energética de Rusia mientras está bajando su nivel de cooperación con Moscú en esta materia. La semana pasada el Primer Ministro de Bulgaria, por solicitud de la Comisión Europea, declaró oficialmente que su país suspendía todos los trabajos de la construcción del gasoducto “South Sream”, a través del cual debería llegar a Europa el gas ruso por el fondo del Mar Negro. Semejante decisión fue tomada por el Gobierno de Serbia, por cuyo territorio debería también pasar el gasoducto.
 
 
10 de junio de 2014   
Embajada de Ucrania en la República Argentina